Facebook Twitter Youtube
Déficit de efectivos, seis para cuatro puestos

Un defensa en enero, la necesidad que se plantea el Celta

Escrito por ElDesmarque Vigo

Sábado, 23 Septiembre 2017 11:20
Facebook Twitter 35
Reportar vídeo Reportar

1       
Pulse para ampliar

Sergi y Hugo Mallo ante el Getafe (Foto: LFP.).

El Celta de Vigo dio la baja a tres defensas a lo largo de este pasado verano, para sustituir a Lemos, Planas y Costas no llegó nadie. La opción de Samu Araújo se cayó cuando el canterano forzó su salida al filial del Barcelona, su sustituto es Diego Pampín, convocado para el Mundial sub 17 de la India. Una plantilla con solo seis defensas en la que los centrales no están mostrando su mejor cara. Esto ha podido cambiar los planes en Plaza de España, en enero puede llegar un defensa.

El inicio de temporada ha mostrado las carencias, no solo numéricas de la zaga celeste, los errores de Cabral, Fontàs y Sergi Gómez en los distintos choques han reactivado en la secretaría técnica la idea de contratar un nuevo defensa en el mercado invernal. El sistema de juego implantado por Unzué necesita de un jugador con capacidad para salir con la pelota jugada y con la velocidad suficiente para que no le cojan la espalda.

En la zona central de la defensa no hay ningún zaguero que cumpla estos requisitos, el mejor canalizador de juego, Fontàs, es un central pesado y lento al que le han encontrado su espalda en muchas acciones. Cabral y Roncaglia no tienen tanta facilidad en la salida de la pelota y Sergi Gómez sigue acumulando algunos errores en cada partido en el que participa.

Tal como revela el Diario Marca, el club se ha planteado la necesidad de acudir al mercado para solventar las necesidades defensivas del Celta. La llegada de un nuevo central es, a día de hoy, una posibilidad cercana, lo que podría implicar la salida de otro, ya que cinco centrales para cinco meses de competición se antojan excesivos, siempre y cuando Roncaglia vuelva al eje de la zaga y no sea solo el sustituto de Mallo y Jonny. 

CLICK PARA COMENTAR

El Desmarque