Facebook Twitter Youtube
Previa del partido

Tres puntos que alejen fantasmas y los puestos de descenso

Escrito por Alberto Bravo

Domingo, 24 Septiembre 2017 09:00
Facebook Twitter 29
Reportar vídeo Reportar

1       
Pulse para ampliar

Éibar-Celta. 18.30 horas, Ipurúa.

El Celta de Vigo se enfrentará, en esta tarde del domingo, al Éibar en Ipurúa, una salida siempre complicada, con la imperiosa necesidad de sumar los tres puntos. Un choque al que los de Unzué llegan con urgencias, a pesar de tratarse de la sexta jornada, y donde se espera la reacción que un equipo que sigue sin transmitir confianza con su juego en las dos áreas.

Cuarta pareja de centrales

En Ipurúa Unzué probará su cuarta combinación de centrales, tras la Cabral-Fontàs, la Sergi-Roncaglia y la Fontàs-Sergi, volverá a escena la dupla de argentinos, Cabral-Roncaglia. Esta fue, a lo largo de casi toda la pasada campaña, la pareja titular en el eje de la zaga. Una pareja denostada por Unzué debido a su falta de calidad en la salida de la pelota, pero a la que recurrirá para cortar la sangría de goles provocados por errores individuales.

Músculo en mediocampo

El Éibar es un equipo que presiona arriba, capaz de imprimir una gran intensidad en el juego que tiene entre sus bajas a dos de sus jugadores con más calidad, Pedro León y Fran Rico. El cuadro de Mendilibar, con futbolistas como Dani García, Inui o Escalante, buscará el robo y la rápida transición hacia Kike García y Sergi Enrich. El técnico celeste propondrá un mediocampo con Pablo Hernández, Daniel Wass y Stanislav Lobotka, sus centrocampistas de mayor trabajo y generosidad en el esfuerzo.

Iago Aspas

La posición que va a ocupar Iago Aspas sobre el campo es un incógnita. El moañés sera titular, ya sea en banda de delantero centro. Su posición dependerá de los dos acompañantes que le escoja Unzué. Emre Mor, Maxi Gómez y Pione Sisto se juegan los otros dos puestos, si el uruguayo, que suma cinco goles, descansa, Aspas volverá al puesto de nueve. Un posición que le acercaría a la meta defendida por Dimitrovic y a su primer gol en una temporada donde su puntería no está afinada.

Gestión de la ansiedad

Los malos resultados merman la confianza del equipo, tanto si logran llegar por delante en el marcador como si necesitan un gol en los últimos compases del choque, el equipo deberá saber gestionar los nervios y la ansiedad. Los veteranos, como Mallo, Cabral, Wass, el Tucu o Aspas deberán asumir la responsabilidad de guiar al resto para reconducir la situación en la que se ha metido el Celta en solo cinco jornadas. Un nuevo tropiezo supondría un palo muy complicado de asimilar para una afición que no acaba de confiar en Unzué y su idea de juego.

Posibles onces

CLICK PARA COMENTAR

El Desmarque